Páginas vistas en total

sábado, 13 de septiembre de 2014

l ULTRA TRAIL GÜEYOS DEL DIABLO

El pasado día 13 de setiembre tuvo lugar la I Ultra Trail Güeyos del Diablo, carrera con salida en Bárzana de Quirós y llegada a Pola Lena. Ambos concejos, Quirós y Lena, son los depositarios del tesoro natural que supone el Parque Natural de Las Ubiñas-La Mesa. La carrera fue organizada por la Asociación LIQUEN, inmersa en la promoción turística del mencionado Parque Natural, con la colaboración y el apoyo de los dos Ayuntamientos. La organización de una prueba de esta magnitud supone la puesta en marcha de un amplio dispositivo de seguridad que fue llevado a cabo por voluntarios de Protección Civil de Lena y algunos miembros a título personal del Grupo de Montaña Fariñentu. Algunas labores "menores" que no menos importantes, como el avituallamiento, la toma de tiempos y la orientación de los corredores fueron hechas, en la parte del trazado que discurría por Quirós por nuestros vecinos. Manolo, alfarero de Perueño, y Esteban de Tene también hicieron su pequeña gran aportación a la prueba, diseñando y realizando los trofeos que fueron entregados el día 14 en un precioso y emocionante fin de fiesta que tuvo lugar en el polideportivo del colegio Jesús Neira de la Pola. El texto que publicamos es el relato de mi experiencia como voluntaria, perdonadme el apasionamiento, pero es que soy así de tonta.

"Son las 4.00 de la madrugada. Es de noche en Salcedo. Luce una luna en menguante que conserva idéntica luz que la llena de la que acabamos de salir. Parece que el tiempo nos va a respetar. Me despierto antes incluso de que suene la alarma. Hago café y preparo los termos. En otras muchas casas del concejo también comienza la jornada. Nos espera un largo día. Hemos quedado a las 5.30 en Bárzana para cargar el coche. Somos voluntarios en la I Ultra Trail Güeyos del Diablo. En concreto, nosotros formamos el equipo de avituallamiento que estará en Trobaniello, a apenas 15 km desde la salida. Es importante que todo salga bien, en primer lugar por los corredores, auténticos protagonistas de esta épica aventura, pero también por la imagen que de nuestro concejo, Quirós, y de nuestra tierra, Asturias, vamos a darles a ellos, a sus familias y a todos los que van a seguir la carrera. Hay inscritos 111 corredores, 14 son mujeres. Más del 50% de los participantes vienen de fuera de nuestra comunidad. País Vasco y Galicia, Cantabria y Segovia, incluso Mallorca son algunos de los lugares de origen. Tienen que disfrutar e irse contentos. Tienen que querer volver y lo harán gracias a nuestras montañas que les atraparán y al trato que reciban.
La carrera empieza a las 6.30 de la mañana. Nos dan las últimas indicaciones acerca de lectura de chips y control de tiempos. Es el cometido técnico que tenemos, hay que hacerlo correctamente y con seriedad, la prueba es puntuable para la Copa de Asturias de carreras de larga distancia y para poder ir a hacer el Mont Blanc, sueño de muchos de los participantes. Hace unas semanas desconocía la existencia de este tipo de deportistas ¿extremos? y de pruebas, pero la muerte de tres guardias civiles mientras participaban en un rescate en una prueba similar los llevó a primera página. En la salida, un recuerdo emocionado en su memoria. No sé si son extremos, lo que sí sé es que son unos valientes. El recorrido de 77 km, trazado siguiendo las directrices de las autoridades del Parque Natural de las Ubiñas-La Mesa, y un desnivel acumulado de 10,200 metros con la máxima altitud en la subida a Peña Rueda (2.152m) es sin duda, muy exigente.
En nuestro equipo: Luisa, Bea, Monchu, Claudia, Marimar (que ha venido de Oviedo) y yo misma. Luisa se lía sola, tanto ella como yo estamos metidas en casi todos los saraos, nos da lo mismo la Cabalgata de Reyes que el Carnaval, el amagüestu que la Ultra Trail. A los otros, los he ido liando yo. Les he prometido una experiencia única, ser testigos de un desafío impresionante. La posibilidad de ser útiles para la promoción del concejo (cuánta falta nos hace) y pasar juntos una mañana en uno de los parajes más espectaculares de los montes de la zona. Claudia y yo subimos, por primera vez, a inspeccionar el terreno el día de la Santina y nos encantó. Aquel día a la tremenda inmensidad del paisaje se unió el ambiente que encontramos, pues la serpiente multicolor de la Vuelta a España paraba por nuestros montes. Sin ninguna duda, "Quirós es más" lo mires por donde lo mires.
Tras la salida, vamos a los coches y arrancamos rápidamente. Desde Bárzana nos queda un trecho importante, llegar a Ricao y tomar una pista ganadera que tras 11 km de subida nos llevará a destino. La sucesión de curvas y bosque, miles de fayas, nos engancha. Me pregunto: "¿Y si vemos un oso?" Comienza a amanecer en Trobaniello. Una liebre nos conduce hasta la ermita, jaleada por los ladridos de Lola. La liebre se para y, de vez en cuando, mira para asegurarse que la seguimos. Creo que es la primera vez, también para Lola, que madrugamos tanto para ir al monte.
Trabajamos con diligencia para que todo esté a punto y empiecen a llegar los corredores. Hay tiempo para pelearse con la puerta de la capilla y con el toldo que me han dicho que pongamos. Nada "Tardáis cinco minutos en armarlo", a los diez decidimos que no lo ponemos, no hay quien lo monte y parece que no va a llover. Colocamos fruta y sándwiches como si de un buffet se tratara, metemos las garrafas en la fuente para que el agua esté fresca. Pobres, no van a apreciar nuestras ganas de agradarles, concentrados en lo suyo. Llegan Roberto y Alberto camino de otro punto de la carrera. Alvaro, Auxi, César y Eva están en otro. Pedro de Santa Marina se moverá a lo largo del recorrido. Es muy importante cubrir con gente el mayor número de kilómetros. La ruta está toda marcada, pero si, en algún momento, los corredores tienen dudas, las referencias de los vecinos, conocedores del terreno, son las mejores. En algunos sitios los voluntarios son ganaderos que también han respondido a la solicitud de ayuda. Tomamos café. Bromeamos. Los padres de Marian Zapico Iglesias, una de las corredoras asturianas inscritas, se acercan a animar y espontáneamente nos echan una mano. El ambiente de la carrera se contagia también entre nosotros. Los nervios de los días anteriores se convierten en expectación. En nuestro ánimo un único deseo: la llegada a meta, sanos y salvos, de todos los deportistas que, completen o no los 77 km de la misma, ya han cumplido con su personal reto de participar. Hombres y mujeres, jóvenes en edad y espíritu que aman la montaña y el deporte, se ponen metas e intentan conseguirlas, conocen sus límites e intentan burlarlos, con espíritu de lucha y sacrificio, auténticos modelos para muchos.
Acabamos pronto, prueba superada e increíble el buen humor. Recogemos y a esperar resultados. Aún tenemos que ir a Pola Lena para entregar los lectores y que la organización vaya haciendo sus controles. Ha sido un rato muy divertido y emocionante. También con sorpresas, al menos para mi. ¡Javi yes mundial!
Gracias al casi centenar de corredores de todas las edades, nos han dado un ejemplo de deportividad y comunión con la montaña, de trabajo en equipo y buen humor. Los que competían individualmente formaban equipo unos con otros. El éxito de la carrera sois vosotros.
Gracias a Eva, Teniente-Alcalde del Ayuntamiento de Quirós que siempre se acuerda de mí (de nosotros) para estas embajadas. Vale, es verdad, sabe dónde pica y cuál es la respuesta que va a recibir. Eva, seguimos trabajando y sacaremos adelante lo que nos propongamos.
Gracias a la organización, a la Asociación LIQUEN de Promoción Turística del Parque Natural de Las Ubiñas-La Mesa, a Andrés, Elías y Jose que han confiado en nosotros para esta labor, aunque la hazaña es de los deportistas, los voluntarios también somos importantes. Nos lo han ido haciendo saber los corredores antes, durante y despues de la prueba. Todos nos han hecho sentir parte de la carrera, nos han dado las indicaciones necesarias, nos han permitido un margen de actuación y nos ha hecho trabajar a gusto y con responsabilidad. Podéis contar con nosotros para el futuro.
Muchas gracias de verdad por habernos dejado compartir este momento.
Feliz porque con pequeños gestos como el madrugón de hoy se pueden conseguir grandes o pequeñas cosas, también para Quirós."





No hay comentarios:

Publicar un comentario