Páginas vistas en total

domingo, 8 de abril de 2018

Sinergias y muchas preguntas.


Puesto de mando, area recreativa de Las Agüeras
¿Qué lleva a un hombre de edad provecta a seguir caminando con su grupo de montaña de toda la vida? ¿Cuándo ha de rendirse un hombre (o una mujer) y abandonar definitivamente aquellas cosas que han llenado su vida y le han dado sentido? Manuel Manzano era montañero experimentado, anciano, curtido en la montaña que le daba la vida y más tratándose de las suyas, las de Quirós. Miembro del grupo de montaña de Ensidesa con sede en Gijón, natural de Fresnedo, el pasado martes se perdió en un punto indeterminado de la ruta, cuando quisieron darse cuenta habían pasado varias horas sin que nadie, nadie hubiera tenido noticias de él. Rápidamente, la misma tarde noche del martes, se inició un dispositivo de búsqueda que duró hasta ahora mismo. Cinco días después, se confirma el fatal desenlace de este quirosano que ha dejado su vida en las montañas y al que durante días parecía haberse tragado la tierra. Algunos vecinos estuvieron desde el martes entregados a su búsqueda, por dar algún nombre, Hugo y Adrián Fernández de Salcedo, guardias civiles de profesión que estuvieron cinco días sin apenas dormir o Eva Martínez, teniente alcalde del Ayuntamiento de Quirós que ya no tenía dónde buscar, lo mismo sus hermanos o Víctor de Carrexa. Los pueblos de Tene, Bermiego, dónde se le perdió la pista, Cortina y Aciera fueron peinados varias veces. Cabañas y cunetas, regueros y desde el viernes el Embalse de Valdemurio, colladas y caminos, no hubo una piedra que no se levantase ni un artadal que no se revisará. Entre las sospechas de algunos montañeros estaba el "seguro que hemos pasado cerca de él varias veces y no lo hemos visto". Pero hay muchas dudas que surgen, ¿cómo es que en cinco días no hubiera ni una sola pista, rastro, indicio de lo que Manuel hizo desde que dejó el autocar el martes por la mañana en dirección al Teixo de Bermiego y se le echa en falta cuando a las 17.30 no llega al punto de encuentro en Aciera?. ¿Llegó al Teixo? ¿Cómo es que no le vio nadie? ¿Cómo es que se aventuró solo? ¿Qué dirección tomó? ¿Caminó en dirección a su pueblo de origen Fresnedo en la otra margen del valle? ¿Caben otras posibilidades? En principio los responsables del dispositivo de búsqueda centraron la investigación en el terreno donde se le vio por última vez, ni más ni menos. No había razones para sospechar que no estuviera en esta zona, plantear otras opciones líneas de investigación no cabía.. Sin embargo, ha sido bastante lejos de donde se le vio por última vez dónde ha aparecido con un resultado que nadie deseaba. Quién sabe qué pasó por la cabeza de Manzano para tirar dirección Proaza.

GEAS recorriendo el pantano
Pero si hay que hacer una lectura positiva de este fatal desenlace es el impecable trabajo de la guardia civil y los bomberos y el impagable ánimo de los voluntarios, montañeros y vecinos. En grupos no muy numerosos pero constantes e incansables, estuvieron pateando la zona desde la madrugada del martes. Aquella misma noche, vecinos de Tene ya vieron un montón de linternas bajando por el monte llamando a voces a Manzano. A partir de la mañana del miércoles compañeros de los grupos de Ensidesa de Gijón y Avilés se desplazaron a continuar con las labores de búsqueda. Han sido tantas las personas que han batido el monte que los perros que vinieron al principio no fueron capaces de dar con el rastro de Manuel.

GEAS de Gijón, desplazados a Quirós para la intensa búsqueda
La mañana del sábado yo misma fui testigo del trabajo minucioso de los GEAS en el Embalse de Valdemurio que recorrieron palmo a palmo los márgenes del pantano y se tiraron a bucear en un intento de encontrar a Manuel, pero nada. Cuánto más avanzaba la mañana más convencidos estábamos los presentes de que no estaba allí y es verdad, no estaba allí, como tampoco estaba en Quirós sino en el vecino concejo de Proaza. Un triste final para una aventura en la que, sin embargo hay que celebrar a todo el grupo humano que buscó a este hombre, la solidaridad y el servicio a los demás de bomberos y guardias civiles, montañeros y vecinos. Ahora es el momento de acompañar el duelo de la familia y de desear que Manuel descanse en paz.
Helicóptero del 112 sobre Valdemurio

No hay comentarios:

Publicar un comentario